You are here

Integral, una revista que cumple 30 años





Integral, una revista que cumple 30 años

Selección de portadas de Integral.


Naturaleza, alimentación, salud... temas de la revista Integral durante más de tres decádas.






Octubre, 2008. Que una revista cumpla 30 años de presencia en los quioscos españoles es todo un récord, y más si se dedica a cuestiones ambientales. En estos últimos años se han perdido bastantes cabeceras sobre medio ambiente.

30 años de Integral
Mantener mensualmente una publicación llena de contenidos útiles para un nuevo estilo de vida que sea respetuoso con el entorno, es una obra que los diferentes directores que han conducido la revista han hecho con profesionalidad, pero sobre todo con convicción. Y esto tampoco es habitual.

En el año 1978, cuando Integral nacía, este país apenas acababa de salir de la dictadura y la euforia progresista se basaba en la apuesta por la nuclearización de España. El primer aviso del peligro atómico no sería hasta el 28 de marzo de 1979 en la central de Three Mile Island (Isla de las Tres Millas), cerca de Harrisburg, que estuvo a punto de ver cómo su núcleo se fundía y con ello lo impredecible. Pero algunos sectores sociales de este mundo, desde 1972 habían llamado a tomar el camino verde, como se desprende del Manifiesto por la Supervivencia encabezado por visionarios como Edward Goldsmith, entre otros.

La revista Integral no tenía un entorno único. Pretendía buscar este necesario holismo entre estilo de vida, conservación ambiental y ecología práctica. Y este espíritu “integral” se ha mantenido por tres décadas. Un mérito que sólo puede provocar nuestra admiración. Integral se convirtió desde 1978 en el motor de una concepción más urbana de los problemas ambientales. Sus páginas de anuncios breves eran un verdadero oasis para las personas con visiones alternativas. Paso a paso, Integral se fue forjando su espacio y su propia alma.

El puñado de emprendedores que creó aquel proyecto editorial-artesanal, pronto se dieron cuenta de que entre sus manos tenían un producto deseado. Pero también había entre ellos un realismo poco común. Algunos eran médicos descontentos con las prácticas al uso y abanderados de las terapias no convencionales, como esencia para una vida saludable ligada a la naturaleza. La espiritualidad tampoco era ajena a sus inquietudes, ni hablar de vida saludable: "hablar de ecología, de salud y alimentación sana". Las denuncias por la preocupación por la contaminación química, por la agricultura insostenible o la destrucción de recursos naturales se convirtió en el estribillo mensual de la revista. En muchas ocasiones, sus reportajes marcaron la conciencia de muchos de sus lectores. La sensibilidad de la mayor parte de los colaboradores que han pasado por la revista ha sido extraordinaria. Algunos han crecido con ella. Otros perdieron su lugar en la misma al cambiar de manos. El último cambio fue la venta de RBA a MCEdiciones. Pero pasados 30 años, cuando el discurso ambiental impregna toda la sociedad, el despertar de la conciencia ecológica española le debe mucho a Integral.

Un extenso artículo publicado en la revista Integral del mes de Octubre recoge este importante episodio de la divulgación ecológica en España, que gracias a la colaboración de la propia revista se ofrece para su mejor lectura.


actualizado: 
28/11/2008
parte de: