You are here

¿Quién mató al coche eléctrico?

El documental cuyo título original es "Who Killed The Electric Car?" investiga el desarrollo y final desaparición del deportivo y glamuroso coche eléctrico  GM EV1, que se vendió régimen de leasing en Estados Unidos a mediados de los años noventa.

Portada del DVD publicado en español del film.

El documental "Who Killed The Electric Car?", está producido por Sony Pictures, cuesta de entender a no ser que esta empresa japonesa vió en este documental una oportunidad para criticar a la industria del motor norteamericana, ya que el GM EV1 era de General Motors y la forma con la que retiró del mercado este vehículo fue realmente traumàtica como se aprecia en el documental. Curiosamente, el fabricante japonés Toyota, que también había desarrolado el SUV eléctrico RAV4-EV's, permitió a sus usuarios continuar disfrutando de su vehículo eléctrico hasta el final de la vida útil de las baterías.

Detrás de la destrucción de todas las unidas de GM EV1 excepto una que se quedó en una universidad  se puede interpretar claramente como una maniobra de General Motors para evitar que su coche eléctrico pudiera ser deseado por más y más personas (dadas las excelentes prestaciones como vehículo) y esto junto con la promoción del vehículo eléctrico en California pudiera ser el inicio de una moda que perjudicara a los coches propulsados con combustibles fósiles.

De hecho el EV1 es producto de la presión de la legislación californiana aprobada a principios de los años noventa, la Air Resource Board que impulsaba los vehículos de emisión cero (Zero Emisssion Vehicle).

El documental producido por un usufructuario de un EV1 recoge esencialmente el testimonio de la lucha de los conductores de EV1 para evitar la y destrucción de los mismos. Por tanto, es claramente un documental narrado en tiempo real a los hechos aunque la cinta no se estrenara hasta muchos años después.

El GM EV1 desapareció pero aparecieron los híbridos como el Toyota Prius y otros modelos de gama alta. A pesar de las subvenciones otorgadas por múltiples gobiernos a favor del vehículo eléctrico este sigue siendo escaso. Algunas fabricantes de coches convencionales tienen sus modelos eléctricos pero con prestaciones claramente inferiores a la de los coches de motor térmico.

Chris Paine argumenta la postura del grupo de presión de Detroit sobre que el EV1 había sido un error por ser comercialmente inviable. Mientras, General Motors y los otros fabricantes norteamericanos daban por finalizados sus escarceos con los coches eléctricos, llegaba a la presidencia de los Estados Unidos  un defensor de la industria petrolífera, George W. Bush.

La historia sigue a los activistas que defendieron al EV1 intentando de forma desesperada incluso en algunos casos evitar que fueran destruidos los vehículos y esperando un cambio legislativo para defenderlos. Pero también la del reto de las 3.275 millas del viaje de Kris Trexler en su EV1 entre el 12 de mayo y el 2 de junio de 1998 a través de Estados Unidos.

Who killed the electrica car? es un potente recordatorio de como los poderes fácticos no se detienen ante nada cuando defienden a su modelo de negocio. Los oligopolios utilizan los gobiernos y las normas legales ya que ellos son a su vez sus inspiradores a través de los lobies. El film es no sólo un documental informativo sino también emotivo y de buen ver. Un documental que contribuye a la conscienciación ecológica a partir del ejemplo de una tecnología que podría impulsar una movilidad más sostenible (sin que sea la solución, porque la solución es que sobran vehículos privados).

La impresionante estética del sedán eléctrico GM EV1

De este film hay versiones de acceso libre en Youtube y Vimeo y está disponible en DVD de uso doméstico.

Ficha técnica

Director: Chris Paine
Música: Michael Brook
Guión: Chris Paine
Productor: Jesse Deter y Dean Devlin’s
Género: documental
Estreno: 2006
Duración: 92 minutos
País: USA
Distribución: Sony Pictures Classics