You are here

Cómo plantar un árbol, comer sus frutos y descansar a su sombra

Cómo afirmaba Jean-Jacques Rousseau (1712-1778), la mejor escuela es la sombra de un árbol. Lo que está claro es que Cómo plantar un árbol, comer sus frutos y descansar a su sombra, es un trabajo de divulgación exhaustivo en torno al mundo de los árboles en el cual Jordi Bigues, su autor, pretende cultivar, formar y conseguir personas activas en defensa de los árboles. Lo hace adentrándose al árbol como, un ser vivo, el árbol en el bosque, en la agricultura y en la ciudad y el árbol como ser sagrado. El resultado es un tratado pero a la vez un manual práctico e inspirador, de los motivos y las razones para plantar árboles y mostrar gratitud por la generosidad vegetal. Una herramienta física, química y espiritual para dar respuesta, tanto colectiva como individual, a la responsarbolidad, la responsabilidad ambiental de nuestro tiempo ante la crisis climática y la pérdida de biodiversidad. 

zoom

Título: Cómo plantar un árbol
Autores: Jordi Bigues, Susanna Martínez
Editorial  Fundación más árboles
Año: 2010.

El mundo de los árboles puede abordarse desde una visión más biologista, es decir, desde su conocimiento como ser vivo y por tanto, de que especies hay, que hábitats ocupa, como son las agrupaciones de estos, o sea los bosques y finalmente, como contribuir a su conservación. Pero el árbol es también un símbolo de la vida, razón por la cual plantar un árbol es algo más que perpetuar una vida y como afirma la activista y Premio Nobel de la Paz, 2004, Wangari Maathai; "cuando plantamos árboles, plantamos semillas para la paz y la esperanza". Los árboles, enraizados en el suelo pero alargando su tronco y su copa hacia el cielo albergan también un significado espiritual. Así que por un lado, conocer a los árboles nos permite ser activos en la revitalización de los ecosistemas, pero a la vez es un senda de autoconocimiento y de acercamiento a nuestra consciencia.

Cómo plantar un árbol, lleva la huella inequívoca de la minuciosidad de su autor a la hora de divulgar. Por este motivo no estamos frente a un libro convencional. Todo cuanto se narra es la síntesis de muchas fuentes de información y de este modo el lector se encuentra con una recopilación de un gran valor. Desde las 600.000 hojas que puede desplegar una haya de unos cien años, hasta la tradición del Día del Árbol instaurada en Europa en 1898 por el entusiasta Rafael Puig i Valls (1845-1290), aunque esta celebración había nacido en Boston en 1765 con un significado cívico y republicano. Hoy el Día del Árbol se celebra como el Día Forestal Mundial el 21 de marzo. Sin embargo, el gran logro de este libro está en su vertiente más práctica y por este motivo desde cómo ayudar a crecer a árboles frutales, cómo hacer un seto configuran el grueso de la relación del árbol y la agricultura.

zoom

Ilustración de los pasos a seguir para plantar un árbol en el medio natural de Susana Campillo.

El árbol y los bosques  reúne datos sobre la realidad de las masas forestales ibéricas, de sus especies y de los principales hábitats desde los pinsapares a los sabinares. Aproximadamente, la mitad de la superficie forestal española (unas 26 millones de ha) está desarbolada, y de ella un 60 % (más de 7 millones de ha) sufre procesos de erosión hídrica grave o muy grave. En realidad, todos los bosques han sido transformados. Sólo un 0,3  % de la superficie forestal la forman los bosques maduros o seminaturales. En la ciudad, el árbol suaviza las temperaturas extremas; un parque urbano de media hectárea consigue reducir la temperatura de su entorno hasta unos 3 ºC. En fin, las ventajas del arbolado en la ciudad son tantas que el libro no repara en consejos para el mantenimiento arbóreo y muy especialmente de las técnicas para el mejor desarrollo de las copas de los árboles. Recordemos que el problema de las podas en la ciudad es una de las causas de mayor sufrimiento del arbolado pues durante décadas ha sido muy poco profesional. En definitiva, el libro no se queda en la información sino que incita a la participación en muchos de sus apartados y en el ámbito urbano anima a denunciar las tropelías arbóreas que se detecten y también a cuidarlos. Y es que "la defensa de los árboles es la defensa de la Humanidad, entendida como una especie en guerra contra ella misma y con el planeta".


Finalmente, destacar que como en otros libros publicados por Jordi Bigues, este incluye su mochila ecológica. Así podemos saber que el libro, con un peso de 555 g, ha precisado de 1330 g de materias primas, un consumo de agua de 8,82 litros y un consumo eléctrico de 8,55 kWh, así como la generación de 850 g de residuos. Aunque en el cálculo del valor ecológico del libro, que es un pequeño almacén de dióxido de carbono también, se detallan sus emisiones estimadas en 2,86 kg de CO2 por unidad. Esta mínima mochila ecológica del libro tiene su raíz en que ha sido impreso en una imprenta responsable ambientalmente como El Tinter, SAL y al hecho de utilizar papel certificado por el FSC. Se agradece pues que un libro dedicado al árbol sea también responsable con la senda ecológica que deja. Sin duda, son datos que contribuyen a valorar mejor el contenido del mismo.

 

actualizado: 
29/07/2010
parte de: