admin
08/09/2005
Convocan la 2a Calcotada urbana de Catalunya




Septiembre, 2005. Cada vez hay más personas que utilizan sus balcones y terrazas para cultivar verduras y hortalizas que llenan de olores y sabor las ciudades. Plantar un huerto en la ciudad es un acto revolucionario. Con un espacio soleado, tierra y un recipiente adecuado (una jardinera, lata o una vieja bañera) se puede vivir la experiencia de plantar y ver crecer una parte de tu propia comida de forma segura y sana sintiendo la satisfacción por el cuidado regalado a la tierra. De todos modos, en el mercado existen recipientes como las bandejas de "Horturba" facilitan mucho la tarea.

Estando en la ciudad parece más difícil seguir los ciclos de la naturaleza y la magia de su proceso, sin embargo, es más fácil de lo que imaginamos. Basta con colocar el recipiente de plantación que hayamos escogido en un rincón soleado de la terraza para poder gozar del privilegio de acercarnos de nuevo al arte del cultivo y tocar la tierra fértil.

El otoño-invierno, aunque es cuando el huerto puede dar menos de si, existen algunas variedades que nos pueden permitir mantener el huerto vivo. Una de estas posibilidades, especialmente en la zona mediterránea es una hortaliza muy apreciada en el sur de Catalunya, el calçot (una variedad de cebolla, la ceba gran tardana de Lleida) que en zonas con un invierno moderado resiste las codiciones de la estación y crece bien. Se trata de un cultivo sencillo parecido a algo entre un puerro y una cebolla,  que a medida que va creciendo debe irse cubriendo de tierra para que conserve el interior blanco. Se recoge a primeros de marzo y se come asado al fuego y bañado en la conocida y sabrosa salsa romesco.

Animarse a plantar en la ciudad

Con el interés de fomentar prácticas sostenibles y transformadoras, la Fundació Terra da apoyo a esta actividad que el año pasado tuvo la primera convocatoria en la que participaron más de 180 hortelanos urbanos. La dedicación para cuidar plantas comestibles en la ciudad enriquece y emociona, recordándonos que no todo es asfalto.

El año pasado fue un éxito de participación. Por este motivo se vuelve a convocar la plantada de calçots para introducir a nuevos horticultores urbanos. Desde el 5 hasta el 20 de septiembre se abre el periodo de inscripción en la actividad. El martes 20 de septiembre a las 19'30h tendrà lugar en los locales de la Fundació Terra (c/ Avinyó, 44 - 08002 Barcelona) un taller teórico-práctico explicando cómo debe plantarse y cuidarse el calçot, y se podrá comprar calçot para plantar. Esta hortaliza de invierno se puede plantar hasta mediados de octubre.

Para asistir al taller, dirigido por Tarpuna Iniciatives Sostenibles, y comprar plantel es necesario registrarse llamando a la Fundació Terra al 93 601 16 36 o por correo electrónico desde la página www.horturba.net.




Calçots recogidos el marzo de 2005 en Barcelona en un recipiente de Horturba,














Modificado
09/02/2017