You are here

El vidrio : el material más sostenible

JORDI GISPERT (21/03/2021)

El exceso de residuos es uno de los problemas principales que comporta la industrialización y el crecimiento de la población humana. A pesar de los mensajes reiterados para reducir, reciclar o reutilizar bienes y productos, el volumen de desechos tiene un crecimiento exponencial que no revierte. La falta de preocupación por el problema y el negocio inherente del cual sacan beneficio multitud de empresas y particulares han sido una constante hasta que la sociedad se ha dado cuenta de las consecuencias catastróficas. Se calcula que en España cada día son abandonados 28 millones de envases al medio. Unos subproductos que representan sólo a una pequeña parte del monto total de la basura generada, y que por su composición o situación de mezcla son difíciles de gestionar o separar a veces, y comportan unos costes para su aprovechamiento que no puede o más bien no quiere nadie asumir. Pasan pues entonces a formar la parte del sobrante extenso que acaba en vertederos o incineradoras, y que contribuye en gran forma al calentamiento del planeta cuando torna parte de su componente de carbono en emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero.

Qué es el vidrio?

Dentro del total de envases arrojados en el territorio estatal, los de vidrio representan un 30%, y son los que en su ciclo de extracción y reutilización comportan la generación de menos emisiones.

Tabla sobre emisiones de CO2
Generación de emisiones de CO2 calculadas para cada ciclo y cada material en la recogida de residuos municipales en Catalunya (Oficina Catalana del Canvi Climàtic, 2020).

Este elemento, una receta conocida y documentada por fenicios y egipcios hace ya 5.000 años, era pauta habitual en el proceso de almacenamiento y contenido de bebidas y alimentos hasta que a mediado siglo XX el plástico lo relegó a un segundo plano. La comodidad y flexibilidad de lo sintético se impuso a esta fórmula sencilla, duradera y respetuosa con el medio. Porque para su fabricación bastaría con arena de sílice. Pero para mejorar sus propiedades y disminuir la energía necesaria en la elaboración, se utiliza asimismo carbonato cálcico (CaCO3), que sirve para conferir cierta estabilidad, y sosa (Na2CO3) que se añade para rebajar el punto de fusión dentro del horno. Es allí, y a temperaturas que se acercan a los 1.500 grados, donde la mixtura acaba de acoplarse y deriva en un líquido viscoso que puede moldearse a conveniencia.

Diferencias entre vidrio y cristal

El vidrio es diferente a otros materiales que a primera vista pueden parecer hermanos o eminentemente iguales. Cabe recalcar que en primer lugar no es cerámica. El arte de la alfarería parte de la arcilla y no de arena, en procesos que precisan igualmente de un cocido a 900 grados. Y a pesar que sean casi idénticos, vidrio y cristal tampoco son lo mismo a efectos técnicos. El segundo tiene propiedades diferentes al primero, como cierta flexibilidad o condiciones especiales de sonido que se logran añadiendo óxido de plomo (PbO2) a la emulsión original. Este punto es vital de cara a comprender y no tirar conjuntamente para reaprovechar al máximo.

Las cifras del reciclaje

En España se reciclan actualmente y según datos de Ecovidrio, la entidad sin ánimo de lucro que se encarga desde 1998 del conjunto del proceso de gestión, 7 de cada 10 envases de vidrio. O lo que es lo mismo, cada ciudadano de promedio contribuye al reciclaje de 19kg anuales de este material. Unas cifras que ya son notables pero que no obstante necesitan mejorar aún para llegar a un punto porcentual en que la reducción de emisiones sea significativa y ya limpia en la práctica. Como fuere, el reciclaje ayuda en buena parte a disminuir afectaciones. Si al horno se le añade vidrio y no una mezcla de materias primas, este necesita ya de entrada menos energía para calentarse. Energía dirigida a descomponer los minerales y energía para su fusión. Todo ello al mismo tiempo que se evita la extracción de nuevo material del medio, con las emisiones que conlleva este proceso, y el transporte y distribución que sigue hacia las plantas, que acarrea la utilización y quema de una enorme cantidad de combustibles de origen fósil. Para fabricar 100 kg de vidrio se precisan 120 kg de minerales, (un 20% de ellos se reduce a lo largo del proceso por la descomposición de carbonatos y sulfatos). El ahorro, por lo tanto, es equivalente: 120 kg de materias primas cuando introducimos en el horno el 100% de vidrio reciclado.

Gráfico sobre ahorro energético
Representación gráfica del ahorro energético en un horno en función del porcentaje de vidrio reciclado que se añade a la fusión. (Universitat de Girona).

En términos globales, reciclar permite actualmente un ahorro energético del 38%, además de una reducción en emisiones de carbono de un 53%.

Proyecto REWINE: Hacia un horizonte verdaderamente sostenible

El reciclaje, como se ha expuesto, minimiza, pero la solución óptima está centrada en la reutilización. Sigue estudiándose en este campo cuál sería la mejor manera de implementar, como antaño, un sistema de retorno a través de los comercios y a escala general. El proyecto Rewine, que se centra en Catalunya y en empresas dedicadas a la producción del vino, investiga más profundamente la cuestión. La iniciativa, que aglutina a 7 bodegas, 2 distribuidores, 54 restaurantes, 3 cadenas de supermercados y 32 tiendas, trata de recabar datos y de proyectar propuestas sólidas de cara al corto plazo.
El sector vitivinícola representa en Catalunya un 6% del conjunto de botellas producidas y distribuidas. Tras los 20 meses de implementación, el Rewine ha puesto en venta 150.000 recipientes de vidrio y ha recuperado 82.239, un 54% de ellos, poco más de la mitad. Y lo ha hecho fomentando, difundiendo e incentivando, con medidas como lo es el pago de un precio por envase retornado.

 

Paralelamente, la iniciativa ha concluido que la reutilización de las botellas puede alcanzar hasta 8 ciclos bajo condiciones óptimas, un período de vida útil valorado en función de criterios microbiológicos, visuales y estructurales. Dicho de otro modo, los envases pueden ser lavados en las plantas destinadas a tal fin hasta 7 u 8 veces sin dañar su estructura ni deteriorar su aspecto físico. El problema principal es que estos centros de lavado son aún escasos y se encuentran a distancias largas, 400 kilómetros de media, del lugar de recogida. Aún así, se ha estimado un ahorro por cada botella reutilizada 8 veces de 0,26 kilos de CO2.

 

El año internacional del vidrio

Dada su importancia, 2022 ha sido declarado por la Asamblea General de las Naciones Unidas como el Año Internacional del Vidrio, una conmemoración destinada a fomentar precisamente el uso, el reciclaje y sobretodo la reutilización de este anciano material que contiene sin embargo un potencial enorme. La conciencia colectiva va aumentando. De momento una encuesta realizada por la Federación Europea de Envases de Vidrio (FEVE) concluye que el 74% de los europeos prefiere alimentos y bebidas envasadas y envueltas en dicho elemento. Hace falta acompañar ahora esta inercia colectiva con medidas y propuestas claras y concretas.

QUÉ PUEDO HACER YO?: 

  • Consumir y almacenar en vidrio antes que en plástico
  • Reutilizar al máximo botellas y envases de vidrio. Sus propiedades los hacen resistentes y muy aptos para almacenar bebidas o alimentos.
  • No verter botellas en el medio natural
  • Reciclar los envases que deban ser tirados y depositarlos en el contenedor verde.
  • Informarse más acerca de las posibilidades de este material y su proceso de reutilización y reciclaje.
  • Presionar a la administración y a empresas con capacidad de decisión para cambiar pautas de consumo y envasado.
  • Participar y promocionar el modelo de retorno de envases como vía óptima para poder aprovechar el vidrio, y evitar así la extracción de nuevos materiales, el gasto de energía y las emisiones absolutamente innecesarias.  

ENLACES DE INTERÉS:  

EXPLICACIÓN DEL SISTEMA DE RETORNO DE ENVASES (RETORNA): 
https://www.retorna.org/es/elsddr/propuesta.html

WEB DE ECOVIDRIO: 
https://www.ecovidrio.es/

CÁLCULO DE EMISIONES PARA LA RECOGIDA DE RESIDUOS EN CATALUNYA: 
https://canviclimatic.gencat.cat/web/.content/04_ACTUA/Com_calcular_emissions_GEH/guia_de_calcul_demissions_de_co2/2020_Metodologia-de-calcul-de-la-petjada-de-carboni-de-residus_CAT.PDF

BENEFICIOS AMBIENTALES DEL RECICLAJE DEL VIDRIO (Universitat de Girona):
http://www3.udg.edu/publicacions/vell/electroniques/Seminaris_de_Reciclatge/doc/02_05.pdf

PROYECTO “REWINE”: Reutilización de botellas de vidrio al sector vitivinícola del sud de Europa
https://rezero.cat/wp-content/uploads/2021/01/rewine_informe_layman_cat_def-1.pdf